Este chico, que tiene la edad de 15, le gusta andar en la calle con pantalónes caídos y tallados, mostrando sus calzoncillos.

El padre decide humillarlo en Facebook live para que todos vean lo ridiculo que se ve.